Bizcocho de limón

Bizcocho de limón
En esta receta he utilizado preparado de huevo vegano "Vegg". Se puede sustituir por harina de garbanzo y una pizquita de vinagre.
Comparte tu opinión
Imprimir
Ingredientes
  1. • 200 gr. de harina integral de trigo.
  2. • 150 gr. de panela o azúcar de caña integral eco.
  3. • 4 cucharadas soperas de Vegg + 100 ml. de agua (o 4 cuhcharadas soperas de harina de garbanzo, la misma cantidad de agua y un chorritín de vinagre).
  4. • 100 ml. de leche de soja.
  5. • 1 cucharadita de bicarbonato.
  6. • 1 cucharadita de levadura química.
  7. • 1 pizca de sal.
  8. • 100 ml. de aceite de oliva virgen extra.
  9. • El zumito de medio limón.
  10. • La ralladura de 1 limón.
Instrucciones
  1. Precalentamos el horno a 180º.
  2. Batimos el Vegg con el agua y la leche de soja (o las cucharadas de harina de garbanzo con el agua, el vinagre y la leche de soja). Con esto creamos la parte húmeda de la masa que va a sustituir al efecto que hacen los huevos.
  3. Aparte, en un bol grande, mezclamos los ingredientes secos: la harina de trigo integral con la panela o el azúcar de caña, el bicarbonato, la levadura y la pizca de sal. Añadimos la mezcla húmeda del Vegg (o la harina de garbanzo con agua) y añadimos también el aceite y el zumo de limón removiendo bien hasta conseguir una mezcla fina. Agregamos la ralladura de limón y seguimos removiendo para que se integre bien en la masa.
  4. Engrasamos y enharinamos un molde alargado para bizcocho con un chorritín de aceite y echando con un colador un poco de harina dando golpecitos con la mano en el molde para quitar la harina sobrante y repartirla bien por las paredes y fondo del molde.
  5. Vertemos la mezcla del bizcocho y metemos en el horno aproximadamente unos 45 mimutos. Como cada horno es un mundo, mejor ir observándolo cada poco tiempo. Como ya se sabe, nos podemos asegurar de que el bizcocho está hecho cuando al introducir un cuchillo limpio o un pincho, éste sale limpio.
Notas
  1. Aunque sea un bizcocho de limón, el color es bastante oscuro debido a la panela o azúcar integral de caña y a que la harina es integral. El sabor es exactamente el mismo pero, por supuesto, muchísimo más sano que con harina refinada o con azúcar blanco.
  2. Para repostería, la mayoría de la gente usa aceite de girasol o un aceite de oliva suave. Yo soy fan total del aceite de oliva virgen extra y lo uso sin duda alguna también para la repostería, pues creo que le da un sabor especial que está buenísimo.
TernUra Guisada http://ternuraguisada.com/

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *